Ben Van Raemdonck nació un 22 de febrero de 1996 en el precioso pueblo de Sint Niklaas. Desde muy niño vivió muy pegado a los valores familiares y también al negocio de sus padres, una granja de animales. Le tocó echar una mano muchas veces. Una disciplina que le ha ayudado siempre a superar las adversidades de la vida. A Ben le gusta salir con sus amigos. Disfruta de una buena compañía y también de unas buenas cervezas.

Su vida es para su trabajo y también para su novia, con la que tiene planteado casarse en un futuro. Al final me decidí por estudiar Aplicaciones Informáticas. Mi universidad, la Karel de Grote Hogeschool tiene una gran reputación. Plannr es una opción de presente y de futuro para mí. Es un proyecto genial basado en una idea asombrosa. Hay cosas que mejorar e implementar, pero creo que al final Plannr será una empresa exitosa a nivel internacional.

Ben trabaja en el desarrollo de la aplicación. Lo hace junto a otro equipo que opera en Portugal. Se trata de una aplicación compleja, sobre todo porque debemos centrarnos en lo que quieren los clientes. El futuro no me inquieta. Mi carrera me permite encontrar muy buenos trabajos. Me veo con niños viviendo en Amberes, esa es la verdad. En ocho o diez años me gustaría empezar un negocio propio. Todavía estoy pensando bien la idea. No quiero invertir demasiado y sí dar con un verdadero filón empresarial. Ahora mismo soy feliz. Así me gustaría seguir en el futuro.